top of page
  • Foto del escritorTamara San Román

LA DEPRESIÓN RELACIONADA CON EL EMBARAZO, EL PARTO Y EL POSPARTO


La depresión relacionada con el embarazo, el parto y el posparto. Centro de Psicología Aplicada Maribel Gámez

La denominada depresión perinatal engloba los cambios en el estado de ánimo (tristeza, llanto, desasosiego, etc.) durante el periodo que transcurre desde el momento del embarazo hasta el puerperio o posparto. Es la complicación emocional, psicológica, más común durante esta etapa y conlleva un gran sufrimiento para la mujer. El riesgo de padecerla se incrementa durante el periodo de gestación e inmediata maternidad.


Es un evidente problema de salud pública que necesita especial atención, ya que la falta de detección del mismo acarrea consecuencias negativas para la salud mental y física de la mujer y por consiguiente para la de su bebé.

 

La poca o nula concienciación y formación en este tipo de trastorno a nivel psicológico (depresión perinatal) por parte de los profesionales sanitarios que están en contacto con la mujer durante el embarazo y posparto (matronas, ginecólogos, enfermeras, pediatras...), hacen que su detección, prevención e incluso tratamiento resulten más complicados y prolongados en el tiempo.


La depresión relacionada con el embarazo, el parto y el posparto. Centro de Psicología Aplicada Maribel Gámez

El periodo perinatal es una etapa de desajustes psicológicos, físicos y emocionales, a los que hay que adaptarse. Es un momento de gran vulnerabilidad, pero, a su vez, es un periodo ideal para la terapia psicológica, ya que se han demostrado muy buenos resultados, con un altísimo porcentaje de mejoría; y a su vez, como factor de protección, para la salud mental de la madre y del bebé.

 

El camino pasa por cuidar a las embarazadas, a los bebés, a las familias, facilitando la gestación y crianza desde la comprensión de que es una inversión por el bien común, que nos atañe a toda la sociedad. Entrevista a Ibone Olza. Vergara, marzo 2022.

 

La depresión prenatal es la que aparece durante el embarazo. Un 40% de mujeres sufrirán síntomas depresivos durante el embarazo. Entre un 10 y un 15% de las mujeres experimentaran un episodio de depresión mayor clínicamente significativo durante el embarazo. La falta de una detección precoz y un tratamiento adecuado puede hacer que se prolongue hasta el posparto.


La depresión relacionada con el embarazo, el parto y el posparto. Centro de Psicología Aplicada Maribel Gámez

Algunos de los síntomas o signos de alarma a tener en cuenta son: llanto, problemas para dormir, fatiga, alteración del apetito, ahedonia (incapacidad para experimentar placer, la pérdida de interés o satisfacción en casi todas las actividades), ansiedad, irritabilidad, dificultades en la relación con el bebé en el vientre, falta de conexión, sentimiento de rechazo hacia el embarazo, etc.

 

Los cambios emocionales en el embarazo tienen una base fundamentalmente hormonal. Los neurotransmisores del cerebro se alteran debido a esos cambios en los niveles de progesterona y estrógenos (se duplican) reforzándose el área emocional en el cerebro de la mujer, que se va preparando para la llegada del bebé.

 

En el primer trimestre, se pueden vivir momentos de una gran ambivalencia emocional, con frecuentes cambios de humor que van de la risa al llanto, de la euforia a la tristeza o de la alegría al mal humor. Estos cambios son más frecuentes en mujeres que experimentan síntomas físicos negativos (vómitos y náuseas, malestar general, mareos, cefaleas...), agravándose en los casos en los que es necesario el reposo.


La depresión relacionada con el embarazo, el parto y el posparto. Centro de Psicología Aplicada Maribel Gámez

En el segundo trimestre, los cambios hormonales se han estabilizado, el malestar físico se suaviza en la mayoría de los casos y los miedos más comunes del primer trimestre, como puede ser la pérdida del bebé, se reducen drásticamente. Todo esto hace que la mujer pueda sentirse mejor emocionalmente hablando. Aunque no siempre sucede así.

 

En el tercer trimestre, el volumen de la barriga dificulta el bienestar físico de la mujer al impedirle realizar con normalidad las tareas cotidianas. Aparece la dificultad para dormir, la micción frecuente, los dolores de espalda, de cabeza, el cansancio, la sensación de ahogo al andar o incluso al hablar, etc. Todas estas molestias no ayudan al bienestar emocional. Además, aumenta la ansiedad por conocer al bebé, el miedo al parto y la inseguridad ante la crianza.

 

La depresión posparto habitualmente aparece dentro de los tres primeros meses posteriores al parto, pero pude aparecer hasta un año después del nacimiento del bebé. La falta de un tratamiento adecuado de la depresión posparto puede prolongarla hasta tres años después de dar a luz.


La depresión relacionada con el embarazo, el parto y el posparto. Centro de Psicología Aplicada Maribel Gámez

Algunos de los síntomas o signos de alarma a tener en cuenta son: llanto frecuente (incluso por pequeñas cosas), insomnio o hipersomnia (dormir muchas horas y aun así seguir cansado), fatiga, perdida de energía, disminución o aumento significativo del apetito, tristeza persistente, ansiedad manifestada en pensamientos recurrentes y miedos, irritabilidad, baja concentración o indecisión, dificultad para recordar cosas, sentimientos de inutilidad, inadecuación o culpa, pérdida de interés en cuidar de uno mismo o del bebé, falta de ánimo para hacer las tareas cotidianas, agitación o retraso psicomotor, sentirse abrumada, síntomas somáticos (dolores de cabeza, pecho, palpitaciones, entumecimiento o hiperventilación), mala o nula vinculación con el bebe (apego), pensamientos obsesivos de hacer daño al bebe, pérdida de placer o interés en hacer cosas que solía disfrutar (incluido el sexo), pensamientos de muerte, suicidio o infanticidio.

 

El posparto es un momento de crisis vital, se producen cambios físicos, psicológicos, de rol, de rutinas, de prioridades, etc. Se desarrolla una nueva identidad, ya que nace un bebé y también nace una madre. En muchos casos se produce una ruptura de expectativas: todo lo que habíamos imaginado o nos habían contado sobre esta etapa, no sucede.


La depresión relacionada con el embarazo, el parto y el posparto. Centro de Psicología Aplicada Maribel Gámez

Todos estos cambios requieren de un reajuste psicológico y una adaptación a la nueva vida. Si no se produce tal reajuste, puede afectar a la salud mental y física de la mujer y como consecuencia a la del bebé.

 

Cabe destacar otro fenómeno muy común en el posparto, denominado Baby blues. Este fenómeno se atribuye a una combinación de factores: el trabajo de parto (cansancio y malestar que lleva asociados), unido a los cuidados del bebe y la falta de sueño, pueden generar altos niveles de estrés (cortisol) al combinarse con el coctel hormonal propio de la etapa posparto.


El 80% de mujeres lo experimenta. Puede afectar a su capacidad de sentirse madres competentes y receptivas, por lo que es un estado emocional a tener en cuenta.

 

Comienza entre el segundo y el tercer día después del parto y se puede prolongar hasta el décimo. Si los síntomas no remiten en dos semanas, pueden derivar en una depresión posparto.


La depresión relacionada con el embarazo, el parto y el posparto. Centro de Psicología Aplicada Maribel Gámez

La diferencia principal, entre la depresión posparto y el baby blues, se encuentra en la intensidad y duración de los síntomas, esto debe ser valorado por parte de un profesional.

 

Si estas embarazada o ya eres mamá y al leer este artículo te sientes reflejada en alguno/s de los aspectos mencionados, no dudes en ponerte en contacto con nosotras. Desde el Centro de Psicología Aplicada Maribel Gámez estaremos encantadas de ayudarte para que puedas vivir esta etapa de la mejor manera posible, sintiéndote acompañada y escuchada en todo momento. Mi recomendación para todas las mamás y futuras mamás es “no dejes para mañana lo que puedas sanar hoy”, ya que en la etapa perinatal, cuidarse vale por dos.

 

Bibliografía:

María de la Fe Rodríguez Muñoz (Coordinadora). Psicología perinatal. Teoría y práctica. Ediciones Pirámide (Grupo Anaya, S.A), 2019


Si quieres hacer un comentario, recuerda iniciar sesión o registrarte en el recuadro de la esquina superior derecha de la entrada. Nos encantará leerte.


355 visualizaciones57 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

57 commentaires


marinamonroig
19 mars

❤️❤️❤️

J'aime

Mariana Salido
Mariana Salido
19 mars

Que importante visibilizar y tratar estos temas que son tan comunes!!

J'aime
tamarasroman
hace 19 horas
En réponse à

Así es ! 😍

J'aime

mayabohorquez
14 mars

Muy buen tema y muy bien tratado, con mucha sensibilidad.

J'aime
tamarasroman
15 mars
En réponse à

Gracias 🥰

J'aime

carlavanmorlegan
14 mars

❤️❤️❤️

J'aime
tamarasroman
15 mars
En réponse à

❤️❤️

J'aime

bar_tender
13 mars

⭐️⭐️⭐️⭐️⭐️

J'aime
tamarasroman
13 mars
En réponse à

☺️

J'aime
bottom of page